DURANTE LA CARRERA

• Corra en un paso habitual a pesar de que otros lo pasen.

• Cada punto de kilometraje será señalado por una línea con el número de kilómetro en el piso y un cartel grande, fácilmente visible de tal forma que usted pueda controlar adecuadamente su ritmo de competencia. Y administrar adecuadamente sus energías, ya que serán necesarias para alcanzar la meta sin problemas ni sufriendo.

• Regule sus energías, resérvese para la segunda mitad del recorrido, si necesita ayuda, trate de avanzar hasta el siguiente punto de control. En cada km se encuentran asistentes que lo podrán ayudar si no es posible, personal de asistencia que transita en vehículo móvil lo atenderá, espere que lo asistan.

• Te aconsejamos tomar agua en todos los puestos de hidratación de la carrera. No esperes a tener sed, sentir sed ya es síntoma de deshidratación. El agua que se toma se asimila más o menos a la media hora.

• Si estos surgen durante la carrera (calambres, tirones, puntada en el costado, dolor en el pecho, sensación de falta de aire importante, síntomas del golpe de calor como por ejemplo náuseas, sudoración profunda y fría, piel caliente y aumento de la temperatura corporal, hormigueos en los miembros, temblores, etc.), no dudes en preguntar a los servicios médicos y déjate atender por ellos.

• Baja el ritmo si te sientes fatigado si aparecen problemas musculares, estira y toma agua.

• No piques al final, después de 10 Km no vas a ganar tiempo y si te provocará un gran desgate adicional. Piensa en cosas positivas y NO en “todavía me queda tanto”.

• Disfruta del ambiente, especialmente del público, los paisajes, la ciudad, los monumentos, el recorrido y todo lo que te rodea al momento de la carrera.

• No pares bruscamente, Si lo haces te puede bajar la presión arterial, lo que produce mareos.